Súper G vs. Downhill

Hay muchas variaciones de estilo diferentes dentro del deporte del esquí. Todas estas diferencias han evolucionado desde el estilo de esquí nórdico creado por primera vez hace miles de años como medio de transporte en los ambientes del norte. Hoy en día, el esquí alpino es más popular y conocido. Esto se aplica tanto a los eventos recreativos como a los competitivos.

El Súper G y el esquí alpino son dos estilos alpinos competitivos muy populares. Como tienen tantas similitudes, muchos asumen que no son tan diferentes. Aunque eso es cierto hasta cierto punto, este artículo mostrará lo que los hace únicos.

Antecedentes del esquí competitivo

Las Olimpiadas de Invierno son la última forma de esquí competitivo. Mientras que hay otros eventos populares que ocurren en los años bajos entre el escenario mundial, incluyendo la Copa Mundial FIS, nada se compara con los juegos de nieve.

Las Olimpiadas de Invierno tienen muchos eventos de esquí diferentes. Cuando se trata de disciplinas de descenso, hay dos clasificaciones principales: estilo libre y alpino.

El esquí de estilo libre involucra muchos estilos más nuevos como el de los magníficos, el de estilo en pendiente y el de medio tubo. Todos estos eventos implican maniobras aéreas y otras técnicas que se juzgan en elementos como los aterrizajes, la forma y el flujo.

Los eventos de esquí alpino incluyen los dos que veremos en este artículo – Super G y Downhill. Estos eventos son típicamente carreras competitivas donde el objetivo principal es la velocidad. El ganador de la competición es el esquiador que completa el recorrido en el tiempo más rápido sin caerse o perder ninguna de las puertas establecidas que le dicen cuándo y dónde girar.

Cuesta abajo

Echemos primero un vistazo al esquí alpino, ya que es bastante fácil de explicar y es uno de los eventos más emocionantes para ver si te gusta el esquí rápido. El objetivo básico del evento de esquí alpino, como su nombre lo indica, es que el esquiador baje una pista muy, muy rápido. Eso lo convierte en un gran deporte para espectadores porque permite ver a algunos de los mejores esquiadores del mundo yendo a toda velocidad. Es un milagro cuando no pierden el control.

Sin embargo, hay algo más que ir directamente a una pista de esquí lo más rápido posible. Los esquiadores también deben navegar por una serie de puertas que se establecen diciéndoles dónde girar. Cada pista de descenso es un poco diferente, pero además de las puertas, los esquiadores también tendrán que navegar por varias características del terreno como baches, bajadas y cambios de pendiente. Eso añade emoción y variación al curso.

Todas las normas y reglamentos para el esquí alpino oficial son establecidas por la Federación Internacional de Esquí, también conocida como FIS. Las reglas básicas para el evento de descenso dictan que una pista masculina debe tener una caída vertical de 800 a 1100 metros para los eventos olímpicos, de campeonato y de la Copa del Mundo. Todos los demás eventos deben tener una caída entre 450 y 1100 metros. Las pruebas femeninas deben tener una caída de 450 a 800 metros.

Una pista de descenso también debe tener puertas que tengan cuatro postes de slalom y dos banderas. Las banderas deben ser rojas o azules y de al menos ocho metros de ancho. El número exacto de estas puertas en un circuito puede variar de un lugar a otro. Los esquiadores de descenso deben esquiar a través de cada una de estas puertas para que su pista cuente.

El esquí de descenso implica sólo una carrera. Eso es muy diferente de muchos otros eventos donde los esquiadores hacen varios intentos para obtener la mejor puntuación. No hay puntuación ni jueces en el esquí alpino. El tiempo más rápido gana. Es un deporte individual en el que gana una persona.

Súper G

El esquí Super G es otro evento competitivo basado en la velocidad. Sin embargo, es diferente del descenso porque involucra elementos del esquí de Slalom Gigante. Super G sigue clasificado como un evento de velocidad y gana el esquiador más rápido que completa el recorrido mientras pasa por cada puerta.

Aunque Súper G sigue siendo un evento de velocidad con reglas similares a las de la bajada, hay más puertas para pasar y girar. Eso hace que se centre mucho más en la técnica y los elementos de giro además de la velocidad. Un esquiador sigue intentando completar el recorrido lo más rápido posible, pero necesita hacer más giros en general. Eso hace que sea mucho más lento que en las bajadas.

Las reglas y regulaciones establecidas por el FIS dictan que un curso de Super-G debe tener una caída vertical entre 350-650 metros para los hombres y 350-600 metros para las mujeres. Para eventos de más alto nivel, como las Olimpiadas y la Copa del Mundo, la caída vertical mínima del campo se eleva a 400 metros para los esquiadores y esquiadoras. La pista debe tener puertas de entre 8 y 12 metros de ancho y la distancia entre esas puertas debe ser de al menos 25 metros.

Cada esquiador hace un intento de esquiar en el circuito de Super G y el esquiador que pasa por todas las puertas con el tiempo más rápido gana.

Similitudes

La mayor similitud entre el Súper G y el esquí alpino es que cada uno se centra en la velocidad. Los ganadores de las pruebas de descenso y de Súper G son los esquiadores que completan el recorrido con el tiempo más rápido sin perder ninguna puerta.

También son eventos de esquí alpino que dan a los esquiadores un intento de completar el curso en el tiempo más rápido posible. Eso es diferente a otros eventos de esquí donde se permiten múltiples intentos.

Los esquiadores usan ropa de esquí similar y también usan equipo similar en ambos eventos. Un esquiador típico de descenso usa un traje de esquí de velocidad, un casco, esquís, botas y bastones. También tienden a tener algún equipo de protección como rodilleras o pequeñas hombreras.

Diferencias

El esquí alpino es un evento más rápido que el Super G porque hay menos puertas para que el esquiador pase. La longitud total de la pista de descenso también es más larga que la de la Super G. El mayor número de puertas que un esquiador debe atravesar en Super G los hace más lentos y los hace un poco más técnicos, aunque todavía se clasifica como un evento de velocidad.

Los esquiadores de descenso suelen usar un esquí más largo que es mejor para la velocidad, mientras que los esquiadores de Super G quieren un esquí que permita un mejor giro. Los esquiadores de Super G todavía tienen un esquí bastante largo pero tendrá más de una línea de banda que crea un mejor radio de giro.

Una pista de carreras de descenso es más larga que una pista de Super G y también tiene una caída vertical más significativa. Los recorridos de descenso también comienzan en una pendiente para crear velocidad adicional, mientras que los recorridos de Super G comienzan en un plano más plano que permite velocidades ligeramente inferiores. Eso crea un enfoque en la técnica.

Pensamientos finales

Tanto el Downhill como el Super G son eventos de esquí increíbles para ver y participar. Si te gusta esquiar rápido, ambos eventos satisfarán tu necesidad de velocidad y te darán una emoción que ningún otro evento de esquí puede igualar. Los dos eventos son similares en el sentido de que se clasifican como eventos de velocidad, pero, como se muestra en las secciones anteriores, cada uno de ellos tiene algunas pequeñas diferencias que los hacen únicos.

Si nunca has visto estos eventos antes, aquí hay un video de la carrera por la medalla de oro de Linsdey Vonn en las Olimpiadas de 2010 para darte una idea de lo emocionante que puede ser el evento.

https:/www.youtube.comwatch?v=ZJ_Mivy4Fc8

¿Alguna vez has intentado esquiar en Downhill o Super G? ¿Cuál es tu evento de esquí olímpico favorito? Háganoslo saber en los comentarios de abajo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *